Mucho más que un sex shop o tienda erótica

Cómo usar un vibrador por primera vez

Consejos

15/02/2022

Cómo usar un vibrador por primera vez

El vibrador ha sido durante mucho tiempo el juguete sexual demonizado por una sociedad en la que no estaba bien visto que alguien se diera placer a sí mismo, o se incluyera en las relaciones sexuales en pareja.

En cambio, y aunque en pleno siglo XXI nos hemos desprendido de muchos tabúes, seguimos teniendo muchas dudas sobre cómo utilizar un vibrador, cómo sacarle el máximo partido o cómo usarlo por primera vez.

Si quieres saberlo todo, ¡no te puedes perder estos consejos!

¿Qué es un vibrador?

Hay que empezar por lo básico. Un vibrador es el juguete sexual por excelencia.

¿No lo has visto nunca? ¿No lo has tenido en tus manos? Es un juguetito con forma fálica, y que tiene capacidad de vibrar.

Pero es cierto que la familia de los vibradores ha aumentado mucho en los últimos años. Si quieres una guía, te dejamos algunos tipos, para que puedas elegir tu vibrador con conocimiento de causa.

Beneficios de usar un vibrador

No es solo un capricho que sumar a tus relaciones sexuales o a tu vida más íntima. El vibrador tiene muchos beneficios, que pasamos a detallarte:

El vibrador permite que te conozcas y explores aquellas situaciones o posturas que te producen más placer. Autoexplorarse y auto conocerse es una de las mejores decisiones que podemos tomar a lo largo de nuestra vida sexual.

Que sepamos qué nos gusta y qué nos produce más placer nos llevará a conseguir mejores orgasmos, y más placenteros. Y lo mejor, es que quizás lleguemos al multiorgasmo, algo que seguro pensábamos que era un mito, algo imposible de sentir.

Además, te puede ayudar a llegar al orgasmo más a menudo, y puede ser el complemento perfecto en pareja.

Incluso puede evitar infecciones, pues mientras se produce el orgasmo, tu cuerpo libera líquidos que las impiden. El orgasmo te permite relajarte y dormir mejor, además de aliviar los dolores menstruales.

¡Todo son ventajas!

Cómo usar correctamente un vibrador por primera vez

Bien, ya hemos dado varios pasos. Ya sabes que no es ‘malo’ utilizar un vibrador, conoces todos los beneficios que te ofrece. Quizás tienes uno entre tus manos, pero te asalta la pregunta del millón, ¿cómo usarlo de forma correcta?

La importancia de la limpieza

Es importante que te conciencies de la limpieza, generosa y correcta, de tu juguete, antes de empezar y al terminar tu experiencia sexual.

Y es que, entra en contacto con tu cuerpo, tus fluidos o los de tu pareja, y hay que mantenerlo en perfecto estado de revista.

Y no está de más que te laves las manos antes de empezar, porque es una parte de tu cuerpo que acumula muchas bacterias.

Primera carga completa

¡¡Importante!! Comprueba que la batería de tu vibrador está completa (realiza siempre la primera carga como te recomiende el fabricante) o que las pilas están a tope de energía.

No queremos que tu primera experiencia con tu vibrador sea incompleta o se quede a medias…

Ambiente adecuado

Y ya solo queda escoger el ambiente y el momento correctos para que esta primera experiencia sea recordada con buen sabor de boca.

Ponte cómodx, elige el lugar en el que mejor te sientas, asegúrate de que nadie te molestará y recrea el escenario ideal con velas, música, luz a medio gas, etc.

Cómo empezar

Ya hemos expuesto un poco el tema, así que, vamos al meollo de la cuestión. ¿Comenzamos?

Aunque todos los vibradores tienen en común la función principal de vibrar, su diseño puede ser distinto.

Hay succionadores para el clítoris, hay vibradores conejito, para estimular el punto G, vibradores anales… ¡Así que tú eliges la estimulación que deseas!

De menos a más

Puede parecer una obviedad, pero no… Ir de menos a más puede hacer que explores tus posibilidades poco a poco.

Pulsa durante unos segundos el botón de encendido de tu vibrador, y arranca por la menor intensidad.

Ya tienes el ambiente perfecto, ahora elige si quedarte con ropa interior, para que haga de fina barrera entre tu juguete y tu placer; si te desnudas; si quieres explorar posturas o probar con las que estés más cómoda; y así, ve subiendo la intensidad de tu vibrador, para que tu placer vaya creciendo…

Con lubricante todo es mejor

El lubricante puede ser tu mejor aliado a la hora de usar tu vibrador, porque hará que todo fluya mucho mejor.

Y sin duda, recomendamos lubricante de base de agua, porque así no tendrás que preocuparte de la compatibilidad con tu ‘compañero’ de placer, y no habrá problemas de funcionamiento.

Alcanzar el clímax

Lo importante de una relación, sea con pareja o con uno mismo, es disfrutar del camino. No te obsesiones porque llegue el clímax, el orgasmo.

A veces es más importante no perder la oportunidad de tener una buena experiencia, aunque no se remate. Porque no siempre es lo más placentero.

Multiorgasmo

Si no estás acostumbrado a igualar el prefijo multi a orgasmo, porque no lo has sentido jamás, es hora de que sigas leyendo.

A veces es complicado llegar al orgasmo, en singular. Si no llegas, no pasa nada. No te frustres.

Úsalo fuera del entorno habitual

Usar tu vibrador no tiene por qué estar relegado a la cama.

Ocurre como con las relaciones sexuales. Podemos probar mil y un lugares donde disfrutar de nuestro juguetito.

La mayor parte es resistente al agua, ¿por qué no probamos a darnos un baño? O a jugar en cualquier estancia de nuestra casa que nos dé algo de morbo.

O fuera de casa, ¿en un probador de ropa? ¿En la oficina?

Cuídalo también al acabar

¿Has terminado tu experiencia con tu vibrador por hoy? Pues es hora de volver a limpiarlo, a ser posible con agua y jabón, y meterlo en una bolsa o cualquier recipiente que te parezca seguro y que no deje ningún tipo de residuo. ¡Ya estará listo hasta la próxima vez!

Es normal sentirse un poco perdidx la primera vez que usamos un vibrador, pero debemos aprender a disfrutar de nuestro cuerpo y de todas las posibilidades de explorar el placer que los vibradores te ofrecen.

Entradas recientes

Comentarios recientes