Mucho más que un sex shop o tienda erótica

Cómo tener mejor sexo en vacaciones

Consejos

29/04/2022

Cómo tener mejor sexo en vacaciones

El sexo en vacaciones

Oh, las vacaciones. ¡Qué maravilloso momento para dedicar tiempo a lo que nos gusta! El trabajo, los recados, mantener la casa habitable, no morir de hambre, la vida social y otras tantas cosas del día a día nos restan energías para dar rienda suelta a nuestra sexualidad.

Es en el momento en que llegan las vacaciones cuando te planteas reformar la casa, ordenar por fin ese armario repleto, aprender un nuevo hobby o afilar tenedores. Pero te propongo algo mejor, mejorar tu sexo en vacaciones.

Bien administrado, el día puede ser muy largo. ¿Por qué no dedicar un rato a explorar el placer?

Aprovecha ese tiempo para conocer nuevas formas de encontrar placer, para probar nuevas técnicas de masturbación, reconectar con tu pareja sin mirar el reloj, probar un vibrador o un cosmético erótico, o tal vez explorar el sexo en lugares más interesantes que el dormitorio.

Sí, sé que te mereces un descanso. ¿Pero no sabías que después del sexo se duerme mejor? Vacía tu agenda de planes random y sal de la rutina sexual.

Juguetes eróticos durante las vacaciones

Las vacaciones son el momento perfecto para descubrir un nuevo juguete. No es que otro momento sea malo, en absoluto, pero en esos días de pausa podemos darnos un buen homenaje orgásmico sin las presiones del día a día.

Juguetes de formato viaje

Casi cualquier juguete es susceptible de acabar en tu maleta. No obstante, cuando se trata de ahorrar peso o espacio, decantarse por un juguete en formato viaje es lo más práctico.

Manteniendo sus características más o menos intactas, los juguetes de formato viaje están diseñados para ser fáciles de transportar, ligeros, discretos habitualmente y con una dosis extra de morbo para tus noches de sexo en vacaciones.

Succionadores o mangas masturbadoras son los juguetes más comunes en este formato.

Vibradores de tamaño mini

El formato viaje es muy cuco, pero lo mismo tu quieres un vibrador por sus características principales, y te da igual que no esté diseñado para tu maleta.

Muchos vibradores externos tienen un pequeño tamaño, aunque posean gran potencia, que los hace perfectos para disfrutar en cualquier sitio. Discretos, ligeros y el aliado perfecto para una noche de hotel o cualquier entorno de sexo en vacaciones.

Dentro de los vibradores mini, ten presente los que se pueden sujetar en la ropa interior y controlar a distancia. Tendrás de este modo un 3×1 al ser mini, podrás jugar en pareja y hacerlo en público. Eso sí, mejor póntelo tras pasar el control de seguridad del aeropuerto.

sexo de vacaciones

Kits eróticos

Estos kits son ideales para descubrir nuevos modos de placer, y además presentados en un formato reducido para que puedas llevarlo de viaje sin problemas. Suelen ser temáticos, recogiendo varios productos relacionados para que no tengas que preocuparte por ningún detalle.

Los hay con juguetes eróticos, pero si lo que buscas es algo para el deleite del cuerpo propio y ajeno, lo mejor son los kits de cosmética erótica.

Juegos sexuales

Sí, puedes llevarte una baraja de cartas, el Parchís o un Trivial; depende de la compañía del viaje. Pero si vas en pareja, y se trata de encontrar una motivación para pasar el tiempo entre las sábanas, un juego erótico es una gran idea.

Con dados, con ruletas, con preguntas íntimas, con fichas como un juego de mesa al uso, con pruebas prácticas… Una gran variedad de opciones que ayudarán a sacar esa sonrisilla más picarona.

Geles y lubricantes con efectos

La cosmética erótica es un básico, un fondo de armario que nos vale (según el producto) para cualquier momento. Las vacaciones son tan buenas como cualquier otra.

Obvio que llevarte un litro de lubricante es excesivo (o no…), por eso es hora de que conozcas las monodosis o formatos pequeños. Las monodosis pueden venir de manera individual o en pack de un mismo producto, pero también packs variados para que puedas probar una gama más amplia. No hay excusa, que te caben en la cartera incluso.

En cuanto a los formatos pequeños, irán genial para no exceder el límite de líquidos para el equipaje de mano.

Disfraces y juegos de rol

Sin la excusa de la falta de tiempo, es el momento perfecto para desarrollar esa fantasía que lleva tiempo rondándote la cabeza.

Si la inspiración llama, cúrratelo bien. Crea un personaje, prepara el atrezo y consigue todo lo necesario para una experiencia inmersiva con un disfraz. Mucho mejor que ese viaje al extranjero para aprender un idioma donde acabarás con otros hispanohablantes sin entender ni papa.

Mantente en forma

Estar en forma te proporcionará la energía necesaria para un buen desempeño de tu calendario de actividades eróticas. Además, mejora la circulación, lo que a su vez aumenta la sensibilidad y facilita los orgasmos. Por no hablar de una mejora en el rendimiento.

Haz tus estiramientos y lánzate a esas posturas sexuales más intrincadas. Con cuidado, por favor, acabar con una escayola dudo que esté en tus planes.

Propón un masaje

Si durante el resto del año no tienes tiempo, en vacaciones es el mejor momento para explayarse con un buen masaje a tu pareja. Y si no tienes pareja, no hay problema; dedícale el masaje a tu querido y bello cuerpo.

Usar aceites o geles para los masajes mejorará las sensaciones, las manos fluirán mejor y los aromas te transportarán a un estado zen placentero.

Explora tus fantasías

Charlas con tu pareja sobre las fantasías que tenéis mola, pero seleccionar algunas para ponerlas en práctica, es mucho mejor.

¿Qué fantaseas con sexo en la piscina? Pues ya sabes qué buscar al reservar hotel. ¿Qué deseas sexo salvaje en un páramo recóndito? Google Maps y a elegir localización. El límite está en vuestras ganas. Bueno, las ganas y la legalidad, eso también hay que tenerlo en cuenta.

mejorar sexo en vacaciones

Cuándo es el momento perfecto para usar un juguete erótico

Cualquier momento es bueno, y las vacaciones son casi mejores. Decide qué es lo que buscas o deseas, y ponlo en práctica.

Placer en solitario

El amor propio y su manifestación más física se merecen también un hueco en tus vacaciones, tengas o no pareja.

Lánzate a la autoexploración con tu juguete preferido o hazte con ese al que tienes echado el ojo desde hace tiempo. No olvides que puedes sacarle mucho partido a tus propias manos, lo acompañes o no con un juguete.

Placer en compañía

Usar juguetes eróticos en pareja es apto para todo el año, pero en vacaciones parece que nos es más fácil innovar y aventurarnos a nuevas experiencias.

Escoged el juguete según vuestros gustos, comentad lo que más os gustaría hacer con él, en qué lugar y, dejaros llevar. ¿Mi consejo? Aprovechad las vacaciones para sacarle todo el jugo a un juguete con control a través de app.

Bajo el agua

El sexo acuático es un top en épocas cálidas; pero si aunque haga frío te vas a un lugar con jacuzzi o piscina climatizada privada (hay sitios que uf…), vais a conocer una nueva dimensión de morbo. Claro que la ducha o la bañera son una opción válida, pero esa es más factible en casa.

Recuerda, mejor lubricante de silicona para que el juego no tenga freno, y si usáis juguetes que sean sumergibles.

Con cambios de temperatura

Pasar del frío al calor o viceversa es muy excitante. Entiendo que si te pilla en diciembre con 10 bajo cero y en tirantes no te haga ninguna gracia, pero el juego térmico en los genitales u otras zonas altamente sensibles es lo más.

Hay cosméticos con efecto frío, pero también juguetes eróticos de materiales fríos como el cristal y el vidrio. Estos juguetes pueden ser enfriados (más) metiéndolos antes en la nevera o congelador, o calentándolos bajo el grifo.

Si estás en modo low cost, una velita de masaje y una bolsa de hielos os proporcionará una experiencia también interesante.

sexo de vacaciones

Cómo preparar tus juguetes para el sexo en vacaciones

Según tu medio de transporte deberás tener en cuenta unas u otras cosas. También asegúrate que los juguetes sexuales no están prohibidos en el país de destino; lo creas o no, los hay.

Lo principal es que te asegures de que tu producto funciona, llegar a destino con el juguete escacharrado es muy frustrante. Cárgalo antes de viajar, así podrás usarlo en destino nada más llegar.

Ten en cuenta que si llevas muchos productos cosméticos, será mejor que lo factures en caso de viajar en avión. Tu juguete puedes llevarlo en el equipaje de mano, pero si piensas que morirías de la vergüenza si te abrieran la maleta en un control, mejor factúralo o déjalo para cuando vayas en tren.

Importante, si tu juguete tiene bloqueo de viaje, actívalo. No querrás que se ponga a vibrar en mitad de vagón, haciendo cola para comprar tickets o mientras haces el check-in en el hotel.

Consejos para tener sexo en verano con altas temperaturas

Ahora las vacaciones no están tan ubicadas en verano, pero es cierto que solemos viajar más con calorcito, y que ese calor nos altera la sangre, dando más ganas de disfrutar del sexo.

Si te vas cuando el calor más aprieta, ten en cuenta estos consejos para el sexo en vacaciones.

  • Bebe agua. No, no soy tu madre, pero deberías hacerme caso igual. Con el calor sudamos y perdemos hidratación natural, lo que sumado a un previsible esfuerzo físico, hace imprescindible beber bien de agua para un correcto funcionamiento del cuerpo y no acabar desmayándose.
  • Evita las horas del día con más calor. Puede que la siesta sea uno de esos, y también un momento perfecto para un revolcón vespertino, pero si no tienes aire acondicionado en la habitación, espera a que bajen un poco las temperaturas.
  • Juega con hielo. Pasar un hielo por el cuerpo de tu pareja, además de refrescar es muy excitante, verás cómo reacciona su piel. Atrévete a entretenerte en los pezones y los genitales externos, nunca habrás visto un frío tan cálido.
  • A la ducha. El sexo en la ducha puede ser aparatoso según el lugar, pero pudiendo freír huevos en la acera, se convierte en una opción de lo más apetecible.
  • Cuidado con la arena. El sexo en la playa ha ocupado el imaginario durante mucho tiempo, pero no todo es la idílica brisa del mar meciendo las melenas entrelazadas. Si lo hacéis en tierra, la arena puede irritar y vuestra escena protagonizar un vídeo amateur robado; si lo hacéis en el mar, cuidado con las corrientes y los bañistas perdidos.
  • Efecto frío, ven a mí. Los juguetes que permiten el juego térmico son perfectos para refrescar el ambiente (aunque suban la temperatura en la entrepierna), al igual que los cosméticos con efecto frío. Lubricante frío, que si lo metes antes en la nevera será como tener sexo con un helado; no sabrás si te derrites de placer o por mitigar el calor.

Entradas recientes

Comentarios recientes